viernes, 17 de febrero de 2012

News nº 62 - HYDRANGEA MACROPHYLLA -HORTENSIA


DISPONIBILIDAD
Poleplants dispone de Hortensias a partir de enero (sin hojas), febrero (con hojas) y hasta el mes de abril con flor.
Formatos c16 y c22.
CARACTERISTICAS
La hortensia es un arbusto vivaz de hasta 1,50 m de altura cuando se cultiva en el suelo y unos 60 cm cuando se cultiva en contenedor. Sin embargo, en su lugar de origen (Japón) alcanza fácilmente los 3 y 4 metros de altura. Sus hojas, de hasta 20 cm de longitud, son opuestas, verde oscuras y con el margen dentado. En jardinería, destacan fundamentalmente por sus inflorescencias, formadas por capítulos con flores blancas muy pequeñas rodeadas de brácteas blancas, fucsias, rosadas o azules que son las que propiamente proporcionan el color de la inflorescencia. El color de estas plantas depende del grado de acidez del suelo. En suelos muy ácidos estas son azules, en suelos alcalinos serán de colores rojizos o rosas. Las flores blancas no responden a ningún tipo de acidez. 

Florece desde la primavera hasta el verano. ( Desde el marzo a finales de septiembre) Es una de las plantas que posee una floración más prolongada y una de las que más le duran las flores, ya que estas pueden mantenerse mes y medio siempre que la temperatura no supere los 18 ºC o no baje de los 10 ºC. La temperatura ideal para que las flores duren lo máximo se encuentra entre los 15 y los 18º C.

LUZ
La hortensia es planta de sombra o de semi-sombra. Sólo crecen bien a pleno sol si está en un clima con alta humedad ambiental, por ejemplo, Galicia. En Sevilla a pleno sol, no viviría bien. No obstante, necesita que sea una sombra clara, con luz ambiente, no la umbría total. 

TEMPERATURA
No aguanta las heladas inferiores a -3º. Pero si una hortensia se hiela, puede recuperarse mediante una poda fuerte. Eso sí, ese verano, no habrá flores.
En las zonas frías, proteje los tallos con hojas secas envueltas en plástico de las heladas tardías de primavera.

SUELO
Necesita tierra ácida (pH menor de 7), rica en materia orgánica y húmeda. En los suelos calizos (pH mayor de 7) sufren clorosis, es decir, amarilleo de hojas por carencia de hierro. Por tanto, si tu suelo es calizo, no la plantes ahí, o bien, enmiéndalo antes bajando el pH, es decir, acidificandolo mediante el aporte de tierra de brezo, de castaño o de turba rubia.
La acidez resalta los colores de las flores de la hortensia, especialmente el azul.

RIEGO
Riego casi a diario entre primavera y otoño, sobre todo mientras florece. Durante el reposo invernal reduce los riegos. Será suficiente con uno cada 15 días. Todo esto dependerá de las lluvias de cada clima, lógicamente.
Usa agua sin cal para regar. Es muy sensible al agua dura. Utiliza siempre que puedas agua de lluvia.
Rocía el follaje de vez en cuando, a diario si las temperaturas suben, ya que gusta de humedad. 

ABONADO
Abona en primavera y verano cada 15-20 días con un abono especial que venden para planas acidófilas como son la hortensia, rododendros, azaleas, camelias, gardenias, brezos, etc.. Si no, uno de lenta liberación tipo Nitrophoska.
Al menor síntoma de clorosis, dale hierro en forma de 'quelatos de hierro'.

PODA
Necesita una poda cada año.
Clima suave, donde son escasas las heladas o inexistentes, se puede realizar tras la caída de las hojas.
En climas fríos, con heladas frecuentes, es mejor dejar la poda para finales del invierno. Se evita así el riesgo de que los brotes emitidos antes de tiempo, con los primeros calores del final del invierno, sean estropeados por posibles heladas tardías.
1. Las ramas que florecieron se acortan un tercio.
2. Las ramas más viejas se cortan a pocos centímetros de la base, para despertar yemas latentes del tocón que queda y que surjan ramas nuevas que sustituyen a las anteriores.
3. Las ramas débiles y mal formadas, sobre todo si se dirigen hacia dentro, se eliminan totalmente, con un corte por la base.
4. Las ramas que han crecido ese año no deben tocarse porque de sus yemas saldrán las flores. Recuerda que florece sobre lo que creció el año anterior.
5. CortaR las inflorescencias tan pronto como se marchiten.







No hay comentarios:

Publicar un comentario